JoomlaLock.com All4Share.net

Noticias

Gobierno y UPM ultiman detalles para la firma de acuerdo de la segunda planta

El pasado miércoles 3 de mayo, el ministro Víctor Rossi convocó a todo su equipo técnico en la sede del ministerio frente a la Plaza Matriz. La agenda tenía un solo tema: UPM. Es que en la tarde de ese mismo día, el presidente de la República, Tabaré Vázquez, y todo el gabinete de gobierno, recibieron la confirmación de la empresa finlandesa para avanzar en la instalación de su segunda planta de celulosa.

Ahora, el gobierno está obligado a acelerar al máximo las obras de infraestructura necesarias para permitir el funcionamiento de la fábrica. "Para nosotros,  lo que hubo  a partir de este día (por el 3 de mayo) fue un timbre de alarma", explicó un integrante del Poder Ejecutivo a los medios de prensa.

Por su parte, Rossi dijo que ordenó a todos sus equipos "ponerse en guardia". "Ahora se entra en la etapa de la concreción. Todo lo que estuvo en la discusión hay que hacerlo, hay que llevarlo a la cancha", remarcó.

Los programas para arreglar las carreteras, el reforzamiento de los puentes por los que va a transitar el tren, la refacción total del sistema ferroviario entre Paso de los Toros y el puerto de Montevideo, el acondicionamiento de la rambla portuaria y la creación de dos viaductos para facilitar el tránsito, son algunos de los temas en los que ahora el gobierno tiene que apretar el acelerador a fondo para cumplir con los plazos.

"Ya les transmití a cada uno de los equipos del ministerio que desempolven, si tenían alguna carpeta empolvándose", afirmó el ministro Rossi, dejando en el claro su decisión de acelerar todo lo que se pueda los trámites y definiciones.

 

Infraestructura

En este contexto, el titular del MTOP informó que el trazado del ferrocarril está prácticamente definido, y que las obras de refacción de todo el sistema ferroviario llevarán un plazo no menor a tres años para su culminación.

La refacción de todo el sistema ferroviario es clave para permitir la instalación de la segunda planta de UPM. Las negociaciones que realizó el gobierno para garantizar un transporte que permita sacar la carga de UPM por el Puerto de Montevideo fueron avaladas por la empresa en la última reunión que una delegación finlandesa mantuvo con el presidente Tabaré Vázquez, según consignó el diario El País. Asimismo, trascendió que el gobierno se dispone a expropiar terrenos por donde pase el nuevo trazado ferroviario.

El nuevo tren, no solo modificará la fisonomía de todo el tramo, sino que también permitirá un nuevo medio de transporte para otras cargas que se dirijan al Puerto.

“El tren será del Estado, no se trata del tren de UPM”, aclaró a El País un técnico del Ministerio de Transporte y Obras Públicas que trabaja en el tema. El ferrocarril será utilizado por varios agentes que pagarán al Estado uruguayo una tarifa determinada por su uso, comentó la fuente.

Ahora el gobierno prepara los pliegos de licitación para hacer el lanzamiento internacional. El ministro de Transporte, Víctor Rossi, dijo que se realizarán varias reuniones con las empresas interesadas para afinar los detalles y atender los requerimientos específicos que puedan presentar las mismas.

El trazado de la vía será anunciado en los próximos días. Las obras de refacción de todo el sistema ferroviario llevarán un plazo no menor a tres años para su culminación. Uno de los planos donde trabajarán los técnicos que diseñan el pliego es en el área de seguridad. El nuevo tren viajará a una velocidad inédita para el país: 80 kilómetros por hora promedio.

 

Expropiación

Por otra parte, trascendió que el gobierno expropiará terrenos que coincidan con el nuevo trazado de la vía férrea. En un artículo de los periodistas Juan Pablo Correa y Pablo Fernández, publicado por el diario El País, se consigna que el gobierno uruguayo apuesta a una revitalización de todo el trazado ferroviario que conecta al puerto de Montevideo con Paso de los Toros, en Tacuarembó.

Según la referida nota, a lo largo de todo el tramo se construirán túneles soterrados, nuevo sistema de señalamiento, un moderno sistema de iluminación en cruces terrestres, puentes, y cambios en el trayecto. Esto implicará una serie de expropiaciones de terrenos para permitir la “nueva geometría ferroviaria”. Varios técnicos que trabajan en el tema explicaron que la apuesta es “muy grande” y permitirá no solo a UPM el traslado de su producción, sino también el uso a otros emprendimientos industriales ubicados en la zona.

El trazado va a ser básicamente igual entre Paso de los Toros y Santa Lucía. Los grandes cambios se inician a partir de allí, cuando se ingresa a los mayores centros poblados. El proyecto del gobierno (que fue coordinado con las autoridades de UPM) prevé dos “enterramientos de vías”, en una especie de túnel bajo tierra, para permitir el tránsito de vehículos por la superficie encima de la vía.

Uno de los soterramientos -que consistirán en la vía bajo tierra, a sus costados dos paredes y un techo de hormigón, mientras que por encima de este se dará la circulación de vehículos-  va a ser entre Colón y Sayago, en Montevideo.  El otro será en Canelones en las inmediaciones de la zona comprendida por las localidades de La Paz, Las Piedras y Progreso.

El tramo prevé un by pass en Santa Lucía para evitar que la vía atraviese la ciudad; y reducir el impacto urbano. El otro será en la ciudad de Florida, donde también se evitará el casco urbano. Una de las alternativas estudiadas fue la de realizar un viaducto en Las Piedras y en los accesos al puerto de Montevideo. Sin embargo, ese plan fue descartado por ser muy costoso.

 

El proyecto

El trayecto del nuevo tren se basa casi en la antigua línea de ferrocarril. Sin embargo, ya se autorizó una serie de cambios en el tramo para permitir hacer más ágil su tránsito. El cambio busca ajustarse a las normas internacionales en materia de seguridad, y eficiencia. Por tal motivo el gobierno ya prevé la autorización de una serie de expropiaciones en los terrenos donde se requiere el cambio en el tramo ferroviario. “Ya hubo comunicación con la gerencia de Inmuebles de AFE para avanzar en el análisis de las expropiaciones que habría que hacer”, comentó una de las fuentes a El País.

En total se evitarán tres curvas pronunciadas que hoy existen. Actualmente esta línea de tren tiene solo “doble vía” entre Estación Central y Sayago. Unos siete kilómetros. El plan es generar al menos tres tramos más de doble vía para agilizar el tránsito del tren.

A su vez, se prevé la construcción de varios puentes para facilitar el cruce peatonal. Incluso el sistema optimizará los tiempos de espera vehicular en los cruces ya que el sistema de seguridad será cambiado y ajustado a las nuevas normas internacionales. Hoy, muchas habilitaciones de los cruces se realizan en forma manual.

Antes de lanzar la licitación internacional, el gobierno tiene resuelto hacer un data room y distintos contactos mano a mano con las empresas para intercambiar información y recibir devoluciones de los inversores interesados en participar.

Parte del trabajo es cambiar todos los durmientes de las vías férreas. Actualmente son de madera, y requieren durmientes de materiales especiales para que soporten el peso del ferrocarril y su carga. Según el proyecto requerido por UPM, la velocidad del tren tiene que estar entre 60 y 90 kilómetros por hora, algo inédito en Uruguay.

En las próximas semanas llegará desde Finlandia una batería de documentos para comenzar a redactar el acuerdo de inversión final. El proceso llevará unos meses, dado que requiere acordar una serie de puntos técnicos en los que se tienen que terminar de poner de acuerdo las partes.

Rossi también dijo que el pedido de UPM para que exonere a la fábrica del Impuesto al Patrimonio quedó descartado ante la negativa del gobierno. "Hay cosas que no son un tema de buena o mala voluntad. No es un tema de negociación. Era un tema que no se podía resolver por el impedimento legal”, afirmó el ministro.

"El anuncio de un resultado favorable que fue la opinión que UPM hizo pública, incluye el total de la negociación. Ahora lo que se está procurando es resumir en un documento que va a ser firmado por las partes", agregó. En el documento estarán todos los puntos de la negociación. Rossi agregó que la exoneración al Impuesto al Patrimonio no estará incluida. "Una vez que se firmen los documentos, que están elaborándose, empiezan a correr los plazos", aclaró. Ahora el gobierno definirá una nueva agenda de trabajo entre los ministerios involucrados.

 

El comunicado del gobierno

Según informó Presidencia de la República en su página web (www.presidencia.gub) las conversaciones con la empresa finlandesa UPM, con la perspectiva de instalar la tercera fábrica de celulosa en el país, se encuentran en la etapa final de su primera fase. “Como consecuencia de esta negociación, que está aún en proceso, se han logrado importantes avances”, señala la misiva.

El comunicado agrega que “existe acuerdo respecto de los principales temas de la agenda de negociación sobre el desarrollo de la infraestructura y otros requisitos, así como el impulso a la concreción de los beneficios derivados del proyecto en términos del desarrollo nacional y local”.

Asimismo, se señala que esta primera fase tiene como objetivo “establecer las premisas básicas y compromisos de las partes hacia la concreción de la que sería la mayor inversión de la historia de nuestro país. Esta primera fase culminará con la firma de un Acuerdo de Inversión, en el que ya se ha empezado a trabajar, y permitirá entrar en una segunda fase de avances en materia de la construcción y adaptación de la infraestructura necesaria”, sostiene el comunicado.

 

El comunicado de UPM

Por su parte, la empresa finlandesa también emitió un comunicado donde se expresa que “las negociaciones entre el gobierno de Uruguay y UPM sobre el desarrollo de la infraestructura y otros requisitos para el crecimiento industrial a largo plazo en el país han logrado importantes avances. Estamos de acuerdo respecto de la mayoría de los principales temas de la agenda”, dice el comunicado firmado por Jaakko Sarantola, vicepresidente de la Plataforma de Desarrollo de Negocios en Uruguay de la firma finlandesa.

 “Algunos aspectos, aún,  necesitan ser resueltos mientras se comienza a trabajar en la redacción del acuerdo que especificará las responsabilidades de cada parte. Nuestro enfoque se centra en gran medida en resolver esos aspectos", sostuvo Sarantola.

 

Estudio de impacto ambiental

Cabe recordar que en julio de 2016, UPM inició conversaciones con el gobierno de Uruguay sobre los requerimientos para su crecimiento industrial a largo plazo, incluyendo el desarrollo de la infraestructura.

“El objetivo, de estas durante la primera etapa de preparación, fue alcanzar un entendimiento mutuo sobre un acuerdo de inversión que defina las condiciones previas para la inversión industrial, así como las obras para el desarrollo de la infraestructura. Posteriormente, la segunda etapa de preparación consistiría en estudios de preingeniería y procesos de autorización, así como lograr importantes avances en la implementación de las obras de infraestructura acordadas en la primera etapa. Se estima que esta segunda etapa dure entre un año y medio a dos años. Si estas dos etapas de preparación concluyen satisfactoriamente, UPM iniciará el proceso regular de análisis y preparación de una decisión de inversión respecto a una potencial fábrica de celulosa”, concluye el comunicado de la empresa finlandesa.

La empresa finlandesa UPM reactivó el llamado para realizar un estudio de impacto ambiental sobre la instalación del ferrocarril que transportará la producción de su segunda planta desde Paso de los Toros hasta el puerto de Montevideo.

Como se recordará, en marzo, una decisión del sindicato ferroviario evitó que una delegación de la multinacional nórdica pudiese analizar el estado de situación de las vías de tren. En ese momento UPM había realizado un llamado a licitación para iniciar el estudio del impacto ambiental, pero sus autoridades decidieron postergar entonces el llamado.

Tras una reunión con el presidente de la República, Tabaré Vázquez, las autoridades decidieron retomar el tema y convocar a las empresas que habían ofertado para reactivar el llamado.

El estudio de impacto ambiental se iniciará después de junio cuando quede sellado el acuerdo entre la empresa y el gobierno, mientras se aguarda la llegada de una delegación desde Finlandia para empezar a redactar el documento final, que consta de 72 puntos.

En este contexto, la ministra Eneida De León,dijo que la cuenca del río “está contaminada” y que es algo a “mejorar” si la empresa finlandesa se instala en Paso de los Toros.

La ministra indicó que al igual que “en cualquier otra industria” le preocupa “el nivel de eutrofización” que pueda producirse en el agua.

“Toda la cuenca (del río Negro) está contaminada, por eso hay que trabajar para mejorarlo y si se llega a instalar UPM allí vamos a trabajar en conjunto para mejorar todo el sistema”, señaló.

Tanto el gobierno, como UPM, manejan estudios de impacto ambiental en diferentes planos. Uno es un estudio preliminar sobre el impacto de la planta de celulosa, pero también manejan análisis de impacto ambiental y urbano sobre el nuevo sistema de ferrocarril que unirá a la fábrica con el puerto de Montevideo.

La nueva planta de UPM, según surgió en conversaciones de las que participó la Dirección Nacional de Medio Ambiente, aportará una carga de fósforo de entre 2% y 3% de los niveles actuales que tiene el río Negro, lo que no sería de impacto negativo en términos ambientales.

Visto 601 veces
Etiquetado como
Compartir
Top