JoomlaLock.com All4Share.net
El asesor inmobiliario y especialista del sector Julio Villamide analizó para Del Constructor lo ocurrido en…

La Administración Nacional de Puertos (ANP) confirmó que la oferta presentada por la empresa finlandesa se ajusta al llamado internacional que realizó y, a la vez, la compañía sigue camino a la construcción de su planta en el departamento de Durazno, sobre lo que deberá adoptar una decisión antes del 15 de febrero de 2020. En el caso de una marcha atrás, la ANP se quedará con los US$ 4 millones de garantía que UPM había depositado en el Banco Santander, según informó el diario El País.

El 9 de enero pasado, en el segundo piso de la ANP, se abrieron los sobres para la concesión de un espacio de “acopio” y “explotación” de celulosa en el puerto de Montevideo. O, mejor dicho, se abrió el único sobre correspondiente al único interesado que se presentó: Tebesur S.A. (subsidiaria de la finlandesa UPM).

En los días previos ya se sabía que la compañía nórdica había comprado el pliego, el paso previo para su presentación, pero en todo acto de apertura de sobres siempre cabe la incertidumbre. De hecho el presidente de la ANP, Alberto Díaz, había sido testigo de “dos licitaciones fallidas” cuando todo parecía encaminado. De ahí que la confirmación de ayer, que incluye la rúbrica del jerarca, haya sido tildada por él como “un hito” y “el avance hacia otras decisiones de la empresa”.

La concesión de la terminal portuaria preveía, como mínimo, la capacidad de manejo de 1,8 millones de toneladas de celulosa por año. Pero por decisión de los directores oficialistas de la ANP —el vicepresidente Juan Domínguez y el propio Díaz—, en los primeros años el concesionario abonaría la tarifa por el volumen real de lo movilizado que puede ser inferior a ese 1,8 millones de toneladas.

La segunda planta de celulosa de UPM en Uruguay, es decir la tercera de este rubro que habrá en el país, implicará una inversión inicial de unos US$ 2.300 millones. Estará ubicada muy cerca del poblado Centenario, en Durazno, sobre el Río Negro. Desde allí, mediante trenes, el producto sería trasladado hasta la terminal portuaria en Montevideo. La planta será más grande que la que funciona en Fray Bentos y tendrá una capacidad de producción de 2,1 millones de toneladas anuales.

Según el acuerdo de inversión firmado por el gobierno y UPM en noviembre de 2017, la potencial planta incrementaría en 12% las exportaciones del país y generaría 8.000 puestos de trabajo directos e indirectos. Las obras en la terminal portuaria demandarán 4 años.

 

Operativa en 2022 

UPM quiere que su nueva planta se inaugure en 2022. La planta generaría exportaciones adicionales por US$ 1.100 millones anuales, US$ 120 millones en impuestos y US$ 200 millones más en salarios, de acuerdo a los cálculos que ha presentado la empresa.

El gobierno se apresta a confirmar la adjudicación de las obras de construcción de vías férreas necesarias para UPM entre Paso de los Toros y Montevideo a un consorcio en el que están las empresas Saceem y Berkes. Las obras deberían comenzar en este mes y durarán 36 meses. Un grupo de vecinos afectados por las obras evalúa presentar una acción de amparo contra los trabajos.

 

El aspecto laboral

Un aspecto clave para terminar de dar viabilidad a la que sería la mayor inversión privada en la historia del país es el marco laboral que se le aplicará. UPM ha sido clara en que no quiere ocupaciones ni piquetes. Fernando Pereira, presidente del PIT-CNT, dijo a El País que la negociación la está llevando a cabo el SUNCA en base a la cláusula de prevención de conflictos que ha firmado con la Cámara de la Construcción. En setiembre de 2017 se firmó un acuerdo marco entre el gobierno, el PIT-CNT, las cámaras empresariales involucradas y UPM que se extenderá desde la comunicación formal de la decisión de la inversión discrecional de UPM hasta la culminación de las obras civiles y de montaje electromecánico de la nueva planta industrial.

Las partes se comprometieron solamente a “poner la mayor voluntad y los mejores esfuerzos para resolver las situaciones conflictivas que se generen, observando las normas y disposiciones legales, reglamentarias y convencionales aplicables”. No adoptarán, por lo tanto, medidas que afecten la regularidad del trabajo o el desarrollo de la obra, antes de haber finalizado las instancias de conciliación previstas. En marzo del año pasado, el vicepresidente del proyecto Javier Solari dijo, de todas maneras, que “nosotros entendemos que tiene que haber reglas más claras en cuanto a un escalamiento o manejo del conflicto”. “El manejo del conflicto tiene que ser más previsible. Conflictos siempre va a haber”, sostuvo el ejecutivo.

La Corporación Nacional para el Desarrollo y su conglomerado de empresas colaboraron en 2018 en la ejecución de 40 programas de obras de infraestructura pública en Uruguay, con una inversión de 470 millones de dólares. En ese marco, el capital utilizado mediante fideicomisos y convenios de administración superó en el mismo lapso los 65 millones de dólares, principalmente destinados a obras de interés educativo y social.

Según un informe balance de la Corporación Nacional para el Desarrollo (CND) sobre 2018, la ejecución más importante se concretó mediante fideicomisos de desarrollo de infraestructura educativa y social administrados por ese organismo, por un total de 52 millones de dólares.

El fideicomiso de la Administración Nacional de Educación Pública representó 66%, el del Instituto del Niño y el Adolescente del Uruguay el 20%, el de la Universidad Tecnológica el 11% y el de la Universidad de la República el restante 3%. Ese mecanismo de financiación incluye también casi 13 millones de dólares en salud y deporte, más de 9 millones de los cuales fueron destinados al sanatorio del Banco de Seguros del Estado.

En total, la CND y sus empresas conglomeradas colaboraron en la ejecución de 40 programas de obras de infraestructura pública en todo el país, con una inversión cercana a 470 millones de dólares.

 

Empresas

Respecto de las empresas, la síntesis destaca la ejecución de obras a través de la Corporación Vial del Uruguay, que nuevamente superó el récord de inversión vial con 390 millones de dólares, cifra a la que se suman otros 39 millones de ejecución en diversos rubros. En ese contexto, se concretó en abril la emisión de títulos de deuda por 185 millones, destinados a cubrir parcialmente las necesidades de financiamiento.

Asimismo, con una inversión de más de 11 millones de dólares en 2018, la Corporación Ferroviaria del Uruguay culminó el proyecto de recuperación de 310 kilómetros de vía férrea entre Paso de los Toros, en Tacuarembó, y Rivera, lo cual permitió dinamizar el transporte de carga por esa modalidad y devolver el de pasajeros al norte del país.

También el documento detalla que durante el último año comenzaron las obras de los fideicomisos de administración del Fondo de Infraestructura Metropolitana de Montevideo y el Fideicomiso de Administración del Fondo de Infraestructura de Canelones, ambos administrados por Conafin Afisa, el fiduciario financiero de la CND.

En Montevideo, el programa incluye la construcción y mantenimiento de 42 kilómetros de vías por un monto global de 100 millones de dólares. En Canelones se ejecutan obras de infraestructura sobre 40 kilómetros de vías por 25 millones. Los programas cuentan con financiamiento parcial del CAF-Banco de Desarrollo de América Latina.

También se suscribieron acuerdos para apoyar la realización de obras con las intendencias de Flores, Artigas, Durazno y Tacuarembó, en muchos casos financiadas a través del Programa de Desarrollo y Gestión Subnacional o del Fondo de Desarrollo del Interior que administra la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP).

 

Convenio con la ANP 

Otros proyectos que comenzaron en 2018 con apoyo de CND comprenden las obras en el Paso de Frontera de Fray Bentos y el convenio de colaboración con la Administración Nacional de Puertos para la supervisión de obras del muelle C del Puerto de Montevideo, entre otros.

En lo que respecta a su rol de estructurador de proyectos de participación público-privada, la CND participó el año pasado en el lanzamiento de la tercera y cuarta cartera de proyectos para ejecutar y mantener infraestructura educativa a través de la suscripción de este tipo de contratos.

El tercer llamado implicará la construcción de 15 escuelas y 27 centros de atención a la infancia y la familia, con una inversión de 41 millones de dólares, mientras que para el cuarto llamado se ideó un paquete de obras de 42 liceos y 16 UTU, con una inversión inicial de 120 millones de dólares.

Saceem entregó una nueva etapa de obras para el shopping en las que se destacan innovaciones para Uruguay en cuanto a los materiales utilizados y una iluminación más amigable con el medioambiente. También, el trabajo en paralelo en un mall que siempre estuvo abierto al público en un barrio de gran concentración de población.

“En Saceem nos enorgullece afirmar que, una vez más, entregamos un proyecto de tal magnitud en tiempo y forma. Agradezco nuevamente la confianza de Punta Carretas Shopping en nuestro trabajo que, desde hace más de cinco años desarrollamos en forma ininterrumpida”, remarcó Alejandro Ruibal, vicepresidente Comercial y de Operaciones de Saceem.

Saceem ha trabajado diariamente venciendo dos importantes desafíos: la vida del barrio de Punta Carretas, aspecto que se trabajó siempre buscando generar la menor distorsión posible tanto a los vecinos como en la circulación del tránsito, y la operativa del shopping, que siempre mantuvo sus puertas abiertas. En ambos casos, se tomaron todas las precauciones y medidas de seguridad necesarias.

Esta nueva etapa de trabajos, que Punta Carretas Shopping inauguró el 3 de diciembre de 2018, incluyó la reforma del sector en el que se encontraban las instalaciones del antiguo supermercado Disco.

Allí se construyó infraestructura para 20 locales (2.000 m2), espacios de circulación y servicios (1.200 m2) y depósitos (1.400 m2). Asimismo, se generó una nueva conexión con Disco Fresh Market y un acceso desde el nivel superior a través de un núcleo de escaleras mecánicas (ubicadas donde se encontraba antiguamente la cafetería Bonafide).

El mall principal ahora cuenta con un diseño novedoso en Uruguay en cuanto a la materialidad de su cielorraso (telas tensadas), forma e iluminación; consta de un sistema led con control inteligente que regula la iluminación acompañando la luz natural del día.

La primera vez que Punta Carretas Shopping trabajó con Saceem fue hace más de 25 años en los inicios del shopping, cuando la constructora realizó el movimiento de suelos necesarios para comenzar la obra principal. Esta nueva instancia de trabajos empezó a fines del año 2012 cuando firmaron el primer contrato por la construcción de un nuevo edificio para el supermercado Disco, estacionamientos y la ampliación del shopping; obras que comenzaron en 2013.

Desde entonces, Saceem realizó distintos proyectos, cumpliendo con los plazos y proponiendo soluciones a medida: un nuevo edificio para el supermercado Disco, la ampliación del shopping; la construcción del estacionamiento Palmera, el Hotel Aloft y la Torre de Oficinas, un túnel vehicular bajo la calle Víctor Soliño y el local de Lojas Renner.

Las próximas etapas para inaugurar incluyen: la reforma del paseo de servicios para nuevos locales (170 m2) y espacio de circulación (243 m2), la reforma del sector donde se encontraba Hering para nuevos locales (930 m2) y servicios (500 m2 en baños, circulación y núcleo de escaleras que conecta el estacionamiento con el shopping).

La revista Arquitectura y Diseño elaboró una lista de algunos de los edificios más fascinantes que se construirán a lo largo de este año en diferentes partes del mundo, reseñando sus características, objetivos y los responsables de cada proyecto. .

 

Museo Nacional de Qatar, por Jean Nouvel. Qatar es un país joven, enriquecido por el petróleo y sus reservas de gas natural, por lo que no es de extrañar que encontremos en él edificios de grandes estudios de arquitectura como OMA, Zaha Hadid o Norman Foster. En el frente marino de Doha, capital del país, encontramos el Museo Nacional que Jean Nouvel ha diseñado una rosa del desierto de la que emergen cristales en forma de lente emulando a una flor. La arquitectura se compone de 130 discos blancos entrelazados alrededor de un vacío central, como si se tratase de antiguos caravasares, que queda integrada totalmente en el terreno. Contará con galerías de exposición permanente y salas de exposiciones temporales y un auditorio, además de otros servicios.

 

Edificio residencial 1000 Trees, por Heatherwich Studio. En pleno centro del distrito creativo de Shanghái nos encontramos con la calle Moganshan, en la que se sitúa el nuevo proyecto de Thomas Heatherwick, una montaña cubierta de árboles que el estudio de arquitectura londinense ha bautizado como 1000 Trees y que da buena cuenta del camino que toma la arquitectura contemporánea sostenible. Cuando finalicen las obras, se dividirá en dos parcelas que contendrán viviendas, unidades comerciales, una escuela y un hotel. El millar de árboles que da nombre al conjunto brotará de los soportes de 400 terrazas que aportarán ritmo a la fachada, creando la ilusión de que se trata de la extensión de un parque que bordea una esquina. Estamos deseando ver cómo Shanghái cambia el gris por el verde.

 

Ruby city for Linda Pace, por David Adjaye. Ruby City es el nuevo centro de arte contemporáneo de la Fundación Linda Pave, de la que se ha encargado a David Adjaye el diseño de su sede en San Antonio, Texas. Lo que más llama la atención a primera vista es el exterior, con una colorida fachada de color rojizo, realizada en hormigón prefabricado con agregado de vidrio. Las ventanas angulosas se orientan hacia el parque, mientras que el techo refleja la forma de los huevos extraídos de la base del edificio. En el interior, una escalera conecta las salas de exposición con pisos de cemento y superficies blancas. Los visitantes podrán disfrutar de la colección de Linda Pave, formada por más de 800 pinturas, esculturas e instalaciones de artistas contemporáneos de gran renombre internacional.

 

The Shed, por Diller Scofidio+Renfro. A mitad de año abrirá sus puertas The Shed, el nuevo centro de invención artística de Nueva York que estará situado junto al High Line, al Oeste de Manhattan. Lo que más sorprende del diseño de Diller Scofigio+Renfro es la fachada dinámica, capaz de moverse hacia el exterior, generando de esta forma un espacio extra para albergar más obras de arte. En su edificio “fijo” contará con ocho niveles y espacios de apoyo, mientras que la cubierta telescópica se desplegará hacia la plaza para duplicar el espacio en caso de necesidad. Será el primer centro de arte del siglo XXI que levantará sus 34 metros de altura en Nueva York.

 

Estadio Al-Wakrah, por Zaha Hadid. Como se sabe, Qatar está en el punto de mira de todos aquellos interesados por la arquitectura, y a partir de 2022 se unen al grupo los aficionados al fútbol. La elección del país como sede de la Copa Mundial de la FIFA ha hecho que afloren los proyectos de estadios en todo el territorio. El estudio de Zaha Hadid se encargará del estadio Al-Wakrah, que en Octubre de 2018 ya contaba con la estructura completa, tendrá una capacidad para 40.000 espectadores, pero gracias a su diseño modular una vez finalice el mundial se desmontará y reducirá su capacidad a 20 mil. La forma del estadio se inspira en un Dhow, un barco de perlas árabe de gran importancia en la cultura de la región de Al-Wakrah. Uno de los grandes problemas al que se enfrentan los arquitectos es el clima cálido de la región, en este caso la combinación de sistemas pasivos y tecnologías de suminstro de aire y sombreado que ayudan a reducir la emisión de gases de efecto invernadero ha sido decisiva para llevar adelante el proyecto.

 

Restaurante bajo el mar Under, por Snohetta. Las obras se han retrasado, pero la expectación es máxima, todos estamos deseando ver imágenes y videos del primer restaurante sumergido bajo el agua que el estudio de arquitectura Snøhetta planea realizar junto al pueblo de Båly. Una mole de hormigón semihundido en el sur de Noruega acogerá Under, un restaurante en el que se podrá comer mientras se admira la fauna y flora marítima desde una ventana panorámica de 11 metros de largo. Además contará con un centro de investigación marina en el que se estudiará el comportamiento de los peces a nivel estacional e invitará a equipos interdisciplinares a promover la vida submarina en los alrededores del conjunto.

 

Torre Vessel, por Thomas Heatherwick. Este edificio dará mucho que hablar, y es que supondrá uno de los grandes hitos constructivos de Nueva York. Situado junto al High Line, esta escalera de 16 plantas es el ambicioso proyecto con el que Thomas Heatherwick pretende reformar la zona industrial de Hudson Yards. El acero bronceado y las piezas de hormigón que conformarán la estructura se han realizado en Monfalcone, Italia, por lo que la inversión económica es importante. Los neoyorquinos tienen la opinión dividida, hay quienes la han bautizado como “la Torre Eiffel de Nueva York” o “la papelera gigante de Nueva York” .

 

Performing Arts Centre, por OMA. El nuevo centro de Artes Escénicas de Taipei, diseñado por OMA, toma la idea de la cuadratura del círculo. La obra interactúa con la ciudad desde todas las perspectivas alejándose del modelo de auditorio clásico. El TPAC está compuesto de tres teatros flexibles que se conectan en un cubo central, manteniendo sus características y sus elementos misteriosos propios, el cubo principal flota sobre el nivel del suelo y los voladizos hacia el espacio público y los pasillos interiores llevan a las personas al corazón del edificio, de manera intuitiva, a los teatros principales.

Uno de esos teatros, el Proscenium Playhouse simula un planeta suspendido que se acopla con el cubo y puede transformarse en cualquier forma imaginable. Para acceder a este teatro, el público circula entre una cubierta interna y otra externa que permite al público ver lo que está sucediendo dentro del planeta incluso sin una entrada, este espacio circulatorio se denomina Bucle público.

Esta trayectoria fluye desde la calle hacia la infraestructura del teatro, recorriendo los espacios de producción y coreografía que normalmente están ocultos. Otro de los teatros en TPAC es el Súper Teatro, un entorno masivo, como una fábrica, formado por el acoplamiento del Gran Teatro y el Teatro Multiforme. Este espacio permite que las obras convencionales existentes se vuelvan a imaginar a escala monumental, y que se realicen nuevas formas experimentales.

Página 1 de 68
Top