JoomlaLock.com All4Share.net

El relevamiento del organismo, con datos procesados por El País, muestra que el negocio inmobiliario creció en cantidad de operaciones en el primer semestre de este año. Además, se dieron variaciones relevantes en los precios de compraventa y en los de alquileres.

En el primer semestre del presente año hubo 4,1% más negocios inmobiliarios que en igual período del año pasado. En la comparación con el segundo trimestre de 2017, hubo 13,7% menos negocios. Pero, esto se explica por la estacionalidad que tiene este rubro.

“La serie histórica de la cantidad de compraventas” muestra “un crecimiento regular en el registro de compraventa en el mes de diciembre de cada año” según el informe del Instituto Nacional de Estadísticas (INE) y además, enero y febrero suelen ser los meses de menor cantidad de negocios en el año.

En el primer semestre, se hicieron 59.720 inscripciones de negocios inmobiliarios en la Dirección General de Registros frente a 57.335 de igual período de 2017 y 69.202 de julio-diciembre del año pasado.

De las 59.720 operaciones en 2017, poco más de la mitad (30.367) correspondían a compraventas propiamente, 11.524 eran promesas de compraventa, 13.068 hipotecas y 4.761 a “otros actos”, según los datos divulgados por el INE y procesados por El País.

Los cambios más relevantes se dieron en los precios de las compraventas de las viviendas en dólares. En efecto, el precio promedio del metro cuadrado (m2) en dólares en Montevideo cayó 9,78% en el trimestre abril-junio respecto a igual período de 2017. Al compararlo con el último trimestre del año pasado, la baja en el precio fue de 11,58%.

Por otro lado, el índice del precio medio del m2 en pesos se incrementó 0,27% en abril-junio de 2018 frente a igual período de 2017. Al compararlo con el último trimestre del año pasado, se dio una baja de 5,17%. En tanto, en el segundo trimestre hubo un aumento de 10,27% del precio del m2 en pesos frente al primer trimestre del año.

El precio promedio del m2 en propiedad horizontal en Montevideo durante 2017 fue de US$ 1.683, mientras que el precio promedio del m2 en propiedad común alcanzó a US$ 855, esta es la última información disponible, ya que el INE no actualizó esos valores.

 

Alquileres

Para saber qué ocurrió en el mercado de alquileres, el INE se basa en registros del Servicio de Garantía de Alquileres (SGA) de la Contaduría General de la Nación y en la garantía de alquiler de ANDA.

“Según la Encuesta Continua de Hogares para el año 2014 ambas garantías cubren el 34,3% de los contratos de arrendamiento de casa habitación del total del mercado de alquileres”, explicó el INE. En junio había 80.875 alquileres vigentes (mediante SGA y ANDA) en Montevideo a un precio promedio de $ 13.792. La variación, en lo que va del año, fue de 3,1%, mientras que en el mismo período la inflación acumulada fue de 5,8%.

Como los contratos vigentes “pueden tener varios años desde que fueron formulados, por lo cual el precio que pagan podría estar desfasado respecto de los precios actuales del mercado de arrendamientos”, el INE también analizó “los contratos formulados en el último año móvil cerrado a junio de 2018”. En este caso, había 20.148 contratos a un precio promedio de $ 14.582.

En lo que va del año el precio promedio de los alquileres nuevos aumentó 3,4%, también por debajo de la suba del Índice de Precios del Consumo (IPC) en el período.

“En general, se observa una tendencia creciente del precio de los arrendamientos, aunque con una leve caída registrada en la cantidad de contratos en los primeros meses del año”, indicó el INE.

Hay diferencias en cuanto al tipo de propiedad. A fin de junio, había 15.215 contratos de alquiler de casas a un precio promedio de $14.165, a su vez 11.097 contratos en edificios de renta (según el INE “conjunto de viviendas en un mismo padrón generalmente del mismo dueño destinadas al alquiler, de propiedad horizontal o común”) a un precio promedio de $ 11.427. El 67,5% de los contratos (54.563) eran de propiedad horizontal a un valor promedio de $ 14.169.

El barrio con el alquiler promedio más caro a fin de junio (entre los de contratos vigentes) era Punta Gorda y el más barato era Casavalle, una tendencia que se repite mes a mes.

Si se toman en cuenta solo los contratos nuevos (es decir aquellos con una antigüedad no mayor a 12 meses a fin de junio de 2018) el precio de alquiler de las casas era $ 15.563, el de los edificios de renta alcanzaba a $ 12.764 y el de los que se efectuaron en propiedad horizontal era $ 14.872.

Entre los contratos nuevos, Punta Carretas es el que tiene el alquiler promedio más caro con $ 18.877 (aunque no está relevado Punta Gorda al tener menos de 130 casos) y el más barato es Manga con $ 10.133 en promedio (tampoco está Casavalle al tener menos de 130 casos).

En tanto, entre los contratos vigentes, Canelones tenía un precio promedio de arrendamiento 10% inferior al de Montevideo, aunque con Ciudad de la Costa por encima del valor medio de la capital del país.

Por su parte, San José era el departamento con el menor precio de alquiler relevado por el INE (además de este y Montevideo hay datos para otros seis) a fin de junio con $ 9.772. Lo sigue Colonia con un valor medio para alquileres vigentes de $ 10.102, luego vienen Florida con $ 10.229, Paysandú con $ 10.519, Salto con $ 10.607, Canelones con $ 12.407 y Maldonado con $ 12.696. El precio en Montevideo era de $ 13.792.

De todas formas, al interior de Canelones (único departamento con varias zonas relevadas, además de Montevideo) hay una diferencia grande de precios. En un extremo está Ciudad de la Costa con $ 16.349 de alquiler promedio y en el otro Santa Lucía con $ 9.578.

Publicado en Noticias

Las empresas desarrolladoras del sector inmobiliario atraviesan un año que arrancó con las mejores expectativas positivas por el boom de los créditos hipotecarios y va a cerrar con una caída de la actividad que, según estiman, será mayor que la esperada para el resto de la economía. En este contexto, buscan alternativas para poder salir de la crisis.

Argentina tiene un déficit de 1,2 millones de viviendas nuevas pero se construyen unas 200.000 por año, según precisaron los empresarios. “El mercado podría ser cinco veces más grande”, proyectaron agentes inmobiliarios durante el  8º Coloquio de la Asociación Empresarios de la Vivienda .

“El año pasado presentamos el inicio de lo que llamamos la década de la vivienda, donde teníamos las mejores expectativas. Con la búsqueda de políticas de Estado que tengan coherencia y consistencia para que la ciudadanía tuviera un acceso a la vivienda”, señaló Gustavo Llambías, vicepresidente de la Asociación Empresaria de la Vivienda, a Infobae.

Hoy, la actividad está lejos del panorama prometedor con el que arrancó el año. “Los créditos UVA estaban produciendo una revolución en el mercado. Y en este momento, con una inflación del 40% el crédito hipotecario, es inviable. En la Argentina no logramos que el sector tenga el desarrollo que debería tener”, agregó Llambías y reclamó que el gobierno vuelva a poner foco en el sector.

El empresario advirtió que las perspectivas del negocio son malas y que, por la falta de crédito, las firmas del sector volverán a apostar al mismo público de hace 20 años: personas que pueden pagar una propiedad en el tiempo que tarda en construirse. También señaló que la actividad de la construcción amplifica los ciclos. “Cuando el país crece 3 puntos,  la construcción crece 10. Pero cuando el ciclo es negativo, la caída es mayor. Es matemático y pasa en todo el mundo”, explicó Llambías.

La mirada del sector es que esta nueva crisis los obliga nuevamente a reciclarse de forma forzosa. “Toda crisis aporta oportunidades. Si la demanda genuina queda rezagada, siempre existe el mercado de poder adquisitivo más alto, que busca un refugio para sus ahorros”, indicó Miguel Camps, presidente de la asociación y titular de la empresa Argencons.

Por su parte, Lucas Salim, CEO del Grupo Proaco de Córdoba y directivo de la Cámara Empresarial De Desarrollistas Urbanos de Córdoba (CEDUC), detalló que en esa provincia se mide un índice de la actividad basado en 45 desarrolladoras con base 100 en 2010. El máximo de actividad se dio un 2011, previo al cepo cambiario, y hoy está un 45% por debajo.  En tanto, Damián Tabakman, presidente de CEDU (Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos), señaló que las diferentes cámaras y asociaciones están armando proyectos sectoriales, con una agenda urgente,  para presentar a los candidatos a las próximas elecciones.

Publicado en Noticias

El presidente de la Asociación de Promotores Privados de la Construcción del Uruguay y titular de Zulamian Desarrollos Inmobiliarios dialogó con Del Constructor sobre la actual situación de la industria y del sector inmobiliario y cuáles son las perspectivas para el 2019. Durante la charla, Zulamian analizó varios elementos como la posibilidad de una segunda planta de UPM, las viviendas promovidas y los proyectos de Participación Público Privada (PPP). 

Zulamian también se refirió al rol de los desarrolladores inmobiliarios, a los inversores y al Estado, el que debería “ser un facilitador de estas inversiones, fundamentalmente a través de dos cosas esenciales: algunas exenciones tributarias para bajar costos y, simultáneamente, facilidades en cuanto a trámites, gestiones y tolerancias en cuanto a edificaciones, afirmó.

 

¿Cómo presidente de la Asociación de Promotores Privados de la Construcción del Uruguay (APPCU) cuál es su balance del 2018 para el sector?

Le cuento que 2018 ha sido un año difícil. Por suerte se controlaron algunas variables como el tipo de cambio, ya que los inmuebles se venden en dólares y si éste se hubiera disparado, la venta podría haberse paralizado. Pero ello no ocurrió, además, y en parte porque los desarrolladores somos conscientes de las limitaciones costo-beneficio. De todos modos es importante que el público comprador entienda que, dada la estructura de costos de mano de obra y materiales, y dado lo estrecho del margen de beneficio, los precios no tenderán a la baja sino que tenderán a subir moderadamente. Y que, siempre, la compra en el Pozo o durante la construcción será a menor precio que con el producto finalizado. También, es bueno comentar que el sistema a nivel bancario, además de dólares, maneja Unidades Indexadas que son pesos reajustados por dicha indexación, con plazos de pago a 15 y 20 años.

 

¿Considera que la retracción en materia de inversiones en Viviendas Promovidas (antes denominadas de Interés Social) ha contribuido al enlentecimiento de inversión privada?

Eso es una parte del asunto. Pero si, ha contribuido al enlentecimiento de la inversión privada.

 

Atraer inversores

¿Qué debería hacer el gobierno, o el Estado, para atraer inversores en este sentido?

El Estado debe atraer desarrolladores y que los desarrolladores atraigan inversores. Nosotros siempre estaremos, en las buenas y en las malas. Porque los desarrolladores somos profesionales permanentes del sector y los inversores son puntuales.

Cuando un desarrollador toma la decisión de un nuevo proyecto,  trae cosas muy positivas para la sociedad: muchos nuevos puestos de trabajo, y consumidores en todo sentido luego de terminado el edificio y otros puestos de trabajo relacionados con el mantenimiento, limpieza, vigilancia, entre otros. Nuevos bienes que contribuyen al desarrollo de las ciudades y al bienestar de la sociedad.

El Estado debe ser un facilitador de estas inversiones, fundamentalmente a través de dos cosas esenciales: algunas exenciones tributarias para bajar costos y simultáneamente facilidades en cuanto a trámites y gestiones y tolerancias en cuanto a edificaciones como, por ejemplo, más volumen constructivo, o más facilidades arquitectónicas, en un terreno. Lo primero es a nivel nacional y lo segundo a nivel departamental.    

 

Desde APPCU, ¿qué planteos se han hecho al gobierno, en busca de soluciones, para revertir la situación?

Siempre, para mejorar la situación, la gestión de APPCU es permanente en este sentido. Desde hace años se plantea por ejemplo la eliminación del Impuesto a las trasmisiones patrimoniales. Dado que, además, se paga Impuesto a la Renta. También quitar el porcentaje de 4% que va a Caja de Profesionales Universitarios que se agrega a las tasas de BPS que pagamos y ya son en sí bastante elevadas realmente.

Y si bien son muy buenas opciones las normas sobre Vivienda Promovida y sobre Grandes Emprendimientos, sugerimos eliminar algunas limitaciones que frenan en muchos casos a los desarrolladores. En Vivienda Promovida es el limite de precio al 10%  de las unidades, y el momento de la resolución de esas ventas que llevaría casi un año posterior a ocupación, cuando podría resolverse al principio, que es cuando el desarrollador vende más barato, en el pozo. En grandes emprendimientos que es una solución excelente, podría, por ejemplo, admitirse que la misma sociedad propietaria construyera simultáneamente en dos terrenos para llegar a los montos de obra exigidos. Y generar, así, nuevos puestos de trabajo en igual cantidad pero distribuidos en dos obras.

Otro aspecto muy importante tiene que ver con los créditos para no residentes. Todos los países que manejan turistas en cantidad similar a su población, es por suerte el caso de Uruguay. España e Italia, por citar algunos ejemplos, realizan promoción a los créditos bancarios para compra de inmuebles por esos turistas para que se afinquen por lo menos un tiempo más, para que paguen impuestos y consuman en el país. Es gente de buenos recursos pero hoy casi todos precisamos de créditos para la compra de inmuebles. Esto no le saldría nada al Estado. Solo una promoción y una norma administrativa simple que permita calificar al tomador del crédito por sus ingresos, su trabajo, profesión y empresa, y no por la calificación que tenga su país. Por lo demás siempre se otorgará una hipoteca sobre el bien, que garantiza el pago. Y darle plazos más cortos, por ejemplo, 10 años para el repago y por montos más reducidos por ejemplo el 50% del valor.  

 

El gobierno ha apostado fuerte a una nueva planta de UPM, ¿cree usted que sólo con esto alcanza para dinamizar la industria?

No alcanza, pero de concretarse será un impacto importante en la industria...

 

Se lo pregunto porque ha descendido notoriamente el número de trabajadores cotizantes en la construcción.

En realidad el descenso fue muy importante desde 2015 a 2017. En el segundo semestre de este ultimo año y 2018 se ha detenido la caída de puestos. Pero claro, no se han recuperado todavía los perdidos. Esto puede llevar un tiempo.

 

¿Qué piensa de las PPP? ¿Se ha logrado algún resultado o el sistema de estos proyectos es lento, según palabras del propio ministro Rossi?

Es una herramienta, ojalá que lleguen a concretarse, esto en cualquier situación y época es bueno para el país.

 

El sector inmobiliario

 

Como director de Zulamian Desarrollos Inmobiliarios, ¿en qué momento se encuentra el sector? ¿Y cómo ha sido este año?

Bueno, nosotros estamos desarrollando en Punta del Este, lo que ha dado en llamarse grandes emprendimientos. Torres Placer Lafayette en Roosevelt, y Pedragosa Sierra y Paramount Tower en Rambla Mansa Parada 8.  Es un sistema por el cual dado el volumen de la obra, se generan muchos puestos de trabajo, y el Estado otorga algunos beneficios en la renta y el patrimonio. Esto ha sido impulsor aquí en Maldonado, de un paliativo en la recuperación de puestos de trabajo, y conjuntamente con ello la Intendencia dio exoneración de tasas y permisos, y promovió en consonancia con la Junta Departamental quien autoriza en definitiva como norma del Departamento, proyectos con más volumen constructivo, pero con una limitación lógica cuidando el paisaje y estilo del Departamento.

Esto está dinamizando paulatinamente el sector de construcción, fundamentalmente a través de obras de alta categoría constructiva, con muchos amenities y espacios verdes, entre otras propuestas.  

 

¿Hay perspectivas de reactivación a mediano plazo? 

Siempre debemos ser optimistas e ingeniosos. Los mercados pequeños requieren mucha perseverancia y trabajo constante, mucha más que los grandes mercados, además de tratar de estar creando, innovando, para hacer que el sector camine.

 

Astori ha dicho que Uruguay está desacoplado de los países vecinos, por lo que no habría que temer consecuencias negativas en nuestra economía. Sin embargo, tanto Argentina como Brasil, no están pasando por un buen momento político económico.

¿Cómo y en cuánto podría afectar a la inversión en la construcción en nuestro país? 

Yo tengo la idea, quizás me equivoque, pero pienso que toda vez que Argentina o Brasil tienen temas que los inquietan, sus ciudadanos vienen como turistas a Uruguay a alquilar, a comprar. Se sienten seguros, con confianza en nosotros. Claro que vienen en pequeñas cantidades en relación al tamaño tan grande de nuestros vecinos, pero esas cantidades para nosotros que tenemos un gran corazón pero somos 3.5 millones, nos vienen en general muy bien. Por eso es fundamental cuidarlos, generarle situaciones que faciliten su estadía, sus compras, porque hacen al destino del país en forma importante.

 

¿Cómo cree que será el 2019 teniendo en cuenta que es año electoral?

Mire, año fácil no va a ser. Yo hasta ahora no he conocido ninguno sea o no año electoral, y tengo 62 años. Vamos a tener que lucharlo, ya sea para terminar obras ya sea para continuar otras, porque después viene el 2020 y nosotros tenemos que seguir el rumbo de ir concretando cosas, no podemos detenernos.

 

Por último, APPCU viene elaborando algún documento para ser entregado a todos los candidatos presidenciables? 

En APPCU siempre estamos hablando y trabajando en los temas de nuestro sector.  Con respecto a los candidatos presidenciables eso será para el año próximo.

Publicado en Noticias

Según el informe “Active Capital” que analiza las tendencias del mercado inmobiliario a nivel mundial, elaborado por la consultora Kinght Frank, la mayor consultora inmobiliaria privada del mundo, España es “zona prime”, al lograr liderar el ranking del “Top 5” de destinos de los capitales de inversión, con una cifra de 5.300 millones de dólares, seguida de Alemania (5.200), Finlandia (3.500), Japón (2.200) y China (1.700). Un dato significativo porque, como resalta el informe, estos fondos de capital riesgo se convirtieron en grandes protagonistas del sector a nivel mundial el año pasado, con un incremento de su volumen de inversión global del 60%.

“En España empezamos la recuperación del sector más tarde, durante 2013 y a principios de 2014, mientras que en otros mercados, como por ejemplo el londinense, ya comenzó a activarse en 2009, por lo que aquí hay más recorrido que en otros lugares”, explica Humphrey White, director general de Knight Frank sobre las razones de la fiebre inversora que se extiende por nuestro país. Y añadió que, si bien España no está en los niveles de 2007 ni de 2001, “es ahora un mercado sano. La apuesta por España es bastante clara, porque todavía tenemos algunos años de crecimiento”.

 

Inversores

Un foco inversor que en el caso terciario se basa en el alquiler por parte de usuarios y en el residencial, tiene un aspecto positivo y es que el 96% de los compradores no lo hacen para revender, ya que son personas que compran para vivir o alquilar a terceros, sostiene el informe. “No vemos en el sector residencial, que siempre es el más sensible, ni un exceso de financiación ni un exceso de compra especulativa. España es un país con buenas infraestructuras, con seguridad física para el comprador del lujo y seguridad jurídica para el comprador de fondos y con buenos profesionales que ayudan a superar barreras... Los inversores ven un país muy hecho, y por eso más de la mitad del capital de las operaciones que se producen en España es extranjero, frente al 35% mundial. Estamos consiguiendo ser más globales que la media”, señaló el director general de Knight Frank.

Aunque el informe no ofrece la cantidad global de la inversión extranjera foránea en España sí da otras pistas, como el creciente protagonismo de los inversores norteamericanos en ese país, en gran medida fondos globales con sede en EE.UU., que sumaron el año pasado inversiones en España por valor de 8.500 millones de dólares.

 

Sectores

Una de las grandes novedades del informe es que la región Asia-Pacífico, por primera vez, supera a Europa y Norteamérica como la región que más recursos destina al inmobiliario, concretamente 78.000 millones de euros.

“Los inversores en Estados Unidos seguirán adquiriendo notables volúmenes de activos inmobiliarios a nivel internacional, aunque prestando mucha atención al mercado doméstico por el cambio de las condiciones fiscales locales que invitan a invertir en el país. Algo parecido viven los inversores europeos, que también se benefician de los fuertes retornos del mercado propio”, señala Jorge Sena, socio de ­Knight Frank Respecto a los sectores que acaparan el interés, White subraya el vigor del logístico. “El incremento exponencial del comercio online va a ser imparable. Más que un ciclo inmobiliario es una tendencia estructural”, sentencia. Las oficinas siguen siendo un valor fijo y las denominadas “flagship stores” (tiendas donde los compradores pueden adquirir artículos exclusivos) son otros de los emprendimientos más deseados. El director general de Frank Knight también considera que el residencial en renta es otro nicho creciente en el medio y corto plazo.

“En torno al 95% de los alquileres se producen entre particulares en España. Salvo algún caso aislado, no hay muchos grandes propietarios con stock de viviendas en alquiler, mientras que la población reclama cada vez más esta solución, hay una gran demanda por la movilidad geográfica que exige el mercado laboral. La nueva realidad demográfica también alimenta el interés en las residencias para personas mayores”, sostuvo el especialista.

White también destacó otro gran cambio que ha registrado el panorama inversor en los últimos años. “Durante décadas, el producto global de inversión eran las oficinas. Y después había productos alternativos para inversores muy especializados en solo uno de ellos. Pero ahora, con la profesionalización de los clientes y las consultoras, el que compra logístico también lo hace con retail o apuesta por las oficinas. Es una situación saludable porque los segmentos se han hecho mucho más institucionales, globables y profesionales”, subrayó White.

Publicado en Noticias

El planteo de la Cámara de la Construcción del Uruguay, la Liga de la Construcción del Uruguay y la Cámara Inmobiliaria Uruguaya busca clarificar el alcance de la norma, que prevé la enajenación de inmuebles vacíos y degradados, y cuyo objetivo es facilitar el acceso a las obras de construcción abandonadas y a aquellas estructuras que se encuentran sin uso.

Un informe de la revista Propiedades sostiene que según el proyecto, que ya cuenta con  media sanción del Senado, se podrá enajenar “los inmuebles ubicados en suelo urbano, cualquiera sea su destino, que se encuentren vacíos y degradados”.  Se considerará que el lugar está vacío cuando “se encuentre desocupado por un plazo no menor a 24 meses continuos”, período en el que no tenga conexión o consumo de agua potable o energía eléctrica.

 Si el inmueble está ocupado de manera irregular ese período será comprendido dentro de los dos años. El texto dice que la ocupación precaria se configura cuando hay una tenencia sin contrato, ya sea por “ignorancia” de la persona que ocupa o por “mera tolerancia del propietario”.

Por su parte, el artículo 11 del proyecto establece que después de que la intendencia departamental establezca que el inmueble se encuentra degradado (en situación de ruina, deteriorado, o que tenga una edificación paralizada), se deberá intimar judicialmente a los titulares de la propiedad para que “en un plazo de 20 días presenten, y luego ejecuten, un proyecto de rehabilitación”. Se establecerán, según el caso, las condiciones técnicas y los plazos para la ejecución de las obras.

 Si el inmueble pasa a remate, tendrá como precio base 75% de su valor de tasación fijado por la Dirección Nacional de Catastro, y podrá ser comprado por un privado o por el Estado. Si en el remate no hay postores, se podrá volver a rematar a la mitad de precio de la tasación, y si en ese segundo proceso tampoco hay interesados, se venderá a la mitad de precio, sin remate.

 

Preocupación

 Ante la Comisión de Vivienda de la Cámara de Diputados, el asesor de la Cámara de la Construcción del Uruguay, Ignacio Castiglioni, sostuvo que se debe introducir modificaciones al texto, de acuerdo a las actas parlamentarias.  “Nos preocupa que las condiciones de vacío y degradado sean conjuntas”, sostuvo. “Se podría llegar a interpretar que son condiciones separadas y no conjuntas, que una u otra no serían suficientes para poder enmarcarlos en una próxima ley”, señaló.

 “Más allá de que se dé el proceso más garantista que tenemos a nivel judicial, que es el proceso ordinario, y de que a los propietarios se les dé la oportunidad de participar y tomar acciones en el asunto, resulta un poco extraño cómo se computarían los 24 meses. Es decir, hay una intimación, existe una diligencia preparatoria, preliminar, y a partir de ahí se cuentan veinticuatro meses para atrás, cuando lo lógico sería que se contara a partir del inicio del proceso para tomar acciones”, indicó Castiglioni.

En este contexto, agregó que “es verdad que se ha hablado que durante el desarrollo del proceso se pueda generar y eso aumenta el plazo y las garantías del propietario del inmueble, pero parecería lo más lógico empezar a computar los plazos hacia adelante. Por tanto, y a modo de síntesis, nuestra preocupación principal es cómo se interpreta, que es en suma y no una condición de vacío o degradado; que se debería ahondar en el concepto de obras abandonas y no dejarlo librado a la reglamentación del proyecto”.

En tanto, el vicepresidente de la Liga de la Construcción del Uruguay, Santiago Horjales, explicó ante los legisladores que “hay técnicas constructivas lo suficientemente desarrolladas en el Uruguay como para poner al día rápidamente en uso esos edificios degradados, sin necesidad de esperar mucho tiempo, si se utilizan las tecnologías que en este momento están en desarrollo en nuestro país, pero que en el mundo tienen más de cien años”.

 En tanto, desde la Cámara Inmobiliaria Uruguaya se elaboró un informe que se hizo público. El encargado de la redacción fue Alberto Puppo, el asesor legal de la gremial. Para el abogado, “el proyecto otorga una norma en blanco a los titulares de la acción (el Ministerio de Vivienda) sin ningún contralor de carácter legislativo departamental o nacional para privar al titular del inmueble de su derecho, sin la previa y justa compensación requerida por el artículo 32 de la Constitución”.

 Desde su perspectiva, a quienes se les confiere la potestad de decidir en qué momento y cuáles bienes serán objeto de la declaración de inmueble vacío y degradado que culminará con un remate judicial “se les otorga un poder enorme ya que la mayor parte del proceso se realizará sin noticia del propietario demandado y la compensación estará regulada por normas cambiantes del mercado que dependerán de la época en la que se lleve a cabo el remate judicial”.

Por otra parte, el informe de Puppo sostiene que en el articulado “no se contemplan situaciones cotidianas que rodean la situación del titular del inmueble”. Por ese sentido, estima que “no parece razonable” que al titular del inmueble se le exija comprometerse a realizar reparaciones en un plazo de 12 meses.

El reporte observa, por otra parte, que “no es realista” el procedimiento que se estipula para resolver una situación de ocupación precaria puesto que la desocupación en el sistema judicial “puede llevar y habitualmente conlleva un proceso civil de entre uno y tres años si se oponen defensas judiciales a la solicitud de desocupación”.

 Tras escuchar las observaciones realizadas, los legisladores analizarán la pertinencia de introducir modificaciones al texto, según supo revista Propiedades.

Publicado en Noticias
Página 1 de 12
Top