JoomlaLock.com All4Share.net

Noticias

Apuntando a la inversión

El llamado de alerta del agro, objetando aspectos ya conocidos, pone en juego una serie de consideraciones, que tienen que llamar a la sensibilidad al gobierno.

Por lo menos, un toque de atención. La gente no protesta como un acto de rebeldía espontánea, se me ocurre, sino porque llega un momento en que el desamparo cunde y uno se pregunta… ¿para qué tanto esfuerzo?

¿Todo esto es extrapolable a nuestro sector? La construcción no es transable, aunque cuando uno le vende un apartamento a algún residente en el exterior, está exportando un bien, con la ventaja que el mismo queda aquí, tributa aquí y genera renta aquí.

Pero los signos de preocupación que tiene el sector y como siempre escribo, no me inmiscuiré en la obra pública,  son notorios y muchas veces contribuyen al desánimo.

La Intendencia de Maldonado, ignoro si nuestro planteo en su momento la acicateó o no, generó una serie de estímulos para que los inversores nuestros y foráneos, recalaran por allí y comenzara lo que parece ser una nueva era en la inversión inmobiliaria. No se pagan tasas de permisos, no se paga contribución mientras el bien se está construyendo, no se paga mayor aprovechamiento o valor,  cuando se otorgan más metros que lo habitual…Estímulos pequeños (o no tanto), pero que tienen un mérito esencial, al margen del dinero: muestran una señal. Muestran sensibilidad. Muestran que el gobierno departamental tiene en cuenta al sector, siempre hablando de vivienda.

Respecto a Montevideo debemos y compete decir, que hemos tenido desde el Intendente la mejor disposición a recibirnos, a dialogar y a derivar los asuntos a los Departamentos competentes. Y el diálogo con éstos, guardan las mismas características que con el Ing. Martínez. Si dijera que no nos escuchan, faltaría a la verdad. Otro cantar, son los disensos o los acuerdos a los cuales podamos llegar. Obviamente necesitamos más acuerdos.

La medida de la exoneración del pago de tasas de permisos y contribución a la vivienda mientras se construye (fue determinada por el ex Intendente Arana en su momento, a instancias nuestras), no ha sido atendida. Y entendemos que de serlo la Intendencia se beneficiaría porque obraría como estímulo para los promotores y éstos tal vez, generarían más emprendimientos inmobiliarios en la ciudad y eso le depararía a la Intendencia, más tributos para recaudar, sin perjuicio de la generación de empleo que la puesta en marcha de un edificio pronto para habitar, conlleva.

La vivienda promovida (hoy de interés social), venía generando inversión y empleo. Pero los intereses distintos de los gobernantes y los promotores, llevaron a medidas por todos conocidas, que paulatinamente fueron obstruyendo la presentación de proyectos. Dato de la realidad. ¿Mala fe de los gobernantes? De ninguna manera, por lo menos no se los puedo imputar, pero creo que una mirada ideologizadamente equivocada llevó “a meter mano” en una ley que venía muy bien.  También con los jerarcas del MVOTMA y de la Agencia Nacional de Vivienda el diálogo es fecundo.

El Impuesto a las Transmisiones Patrimoniales en la vivienda tradicional y su exoneración,  viene siendo pedido desde que el gobierno de Lacalle Herrera lo instauró. Sabe bien el Ministro Astori que nuestro reclamo es procedente: nos lo ha dicho n veces y sobre todo, después que se impuso el IVA en primera venta a los inmuebles. Luce como una suerte de duplicación impositiva. Pero así seguimos y la quita impositiva no viene (vino si para la vivienda promovida). Reitero: hay que mostrar señales.

La inversión global viene decayendo de la mano de la inversión directa extranjera (IDE) que pasó a ser negativa. En buen romance, los inversores extranjeros están repatriando capital pues no somos atractivos como destino. Una década atrás, significaba la IDE, montos cercanos al 5% del PBI.

En fin; con este antecedente, el de la IDE, atender los reclamos de los inversores compatriotas debería jugar un rol no solo perentorio sino, imprescindible. No se si seremos UPM, pero la inversión inmobiliaria que comenzó en el este, la de nuestra capital y otras capitales del país, mueven la aguja, sin duda.

 

Aníbal Durán. - Gerente Ejecutivo de APPCU

Visto 95 veces
Etiquetado como
Compartir
Top