JoomlaLock.com All4Share.net

Noticias

El uso de nuevas tecnologías es clave en el auge del mercado inmobiliario español

Desde principios de año, el sector inmobiliario español ha seguido la línea ascendente, tanto en la compra como en la venta y en el alquiler de viviendas en España, que ya se había trazado en 2016 y que se cerró -según datos del Ministerio de Fomento de ese país- con un total de 445.000 transacciones. Century 21 España, la mayor red de intermediación inmobiliaria del mundo, con 6.900 oficinas y presencia en 78 países, sabe de la importancia de aprovechar esta coyuntura favorable y utilizar las nuevas tecnologías para facilitar a las personas la búsqueda de su hogar ideal.

Otro dato significativo que se ha producido durante este 2017 es el repunte de los precios de la vivienda, concretamente en un 11% con respecto al año anterior, situando el valor medio de la vivienda en 139.000€. Los precios ascienden a una mayor velocidad que los sueldos medios en España, algo que no ocurría desde el estallido de la burbuja inmobiliaria.

Century21 España terminó el primer semestre de 2017 con una facturación de 7,31 millones de euros, lo que supuso un incremento del 44% con respecto al mismo periodo del año anterior (5,06M). La compañía prevé finalizar el ejercicio anual con una facturación total de 16M euros realizando un total de 1.465 transacciones de venta por un importe de 158M, lo que supone un incremento de un 39% y un 58% respectivamente.

 

El aliado perfecto

En la recuperación del sector de la intermediación inmobiliaria, tiene mucho que ver la evolución tecnológica que se ha producido en las agencias inmobiliarias, entre ellas Century21 España. Estos avances se basan principalmente en disponer de webs intuitivas, con potentes buscadores y micro-sites dedicados a su red de franquiciados, así como también del uso activo de las redes sociales y la creación de apps basadas en la geolocalización que, además de permitir una búsqueda más personalizada de la nueva vivienda, contribuyen a la expansión de la red de franquicias de la marca.

“Si queremos cambiarnos de casa ya no esperamos a hacerlo sentados frente a la pantalla del ordenador. Gracias al avance de las tecnologías móviles, especialmente a través de las apps, cada vez más completas, se puede buscar una vivienda a cualquier hora y en cualquier lugar. Las nuevas aplicaciones están basadas en la geolocalización y muestran la oferta de inmuebles que hay en la zona que nos interesa. Además, a través de ella se pueden realizar visitas virtuales, encontrar gráficos en 3D y planos de la propiedad, así como también apreciar la calidad de la luz, informarse de servicios cercanos, y otros datos de interés”, explica Ricardo Sousa, CEO de Century21 para España y Portugal.

Si en los años previos al estallido de la burbuja inmobiliaria, el contacto directo con el cliente era el pilar fundamental de las operaciones inmobiliarias, con la incorporación de las nuevas tecnologías, este aspecto no se ha dejado de lado, es más, se ha priorizado y se ha unido a las nuevas herramientas. En el caso de Century21 España, se ha puesto en práctica la iniciativa MySite C21 con la que se promueve el contacto directo de cada asesor con la comunidad local y sus clientes a través de un microsite que gestionan ellos mismos y que al mismo tiempo permite reforzar su labor como intermediador y de experto local. Es por eso que los nuevos canales de comunicación acercan el mercado inmobiliario al consumidor

 

Evolución tecnológica

En la recuperación del sector de la intermediación inmobiliaria, tiene mucho que ver la evolución tecnológica que se ha producido en las agencias inmobiliarias, entre ellas Century21 España. Estos avances se basan principalmente en disponer de webs intuitivas, con potentes buscadores y micro-sites dedicados a su red de franquiciados, así como también del uso activo de las redes sociales y la creación de apps basadas en la geolocalización, que además de permitir una búsqueda más personalizada de la nueva vivienda, contribuyen a la expansión de la red de franquicias de la marca.

El auge de las redes sociales y los blogs de los últimos tiempos han ayudado al sector inmobiliario a que puedan dirigirse a los consumidores de una manera más cercana, con una comunicación mucho más directa, hablando de temas cotidianos -desde cómo ahorrar energía en el hogar, a dar ideas de decoración y de aprovechar los espacios de nuestra casa- a asuntos puramente inmobiliarios, como, por ejemplo, el proceso a seguir a la hora de vender una vivienda.

“En nuestro blog hablamos con el público de una manera más informal, un registro que no se nos permite desde la web, ya que por su carácter corporativo debe reunir una serie de características más técnicas. Además, la información que obtenemos a través de las redes sociales es muy valiosa para que nuestros asesores puedan adquirir conocimientos complementarios que les ayuden en su papel de asesores inmobiliarios”, señala Ricardo Sousa.

Visto 23 veces
Etiquetado como
Compartir
Top